Con la nueva Ley de Delitos Aduaneros
La SUNAT incautó mercancías por más de dos millones de dólares

Entre el 28 de agosto y el 30 de noviembre se realizaron 849 acciones para reprimir el contrabando. Asimismo, fue posible la captura de una de las principales bandas de contrabandistas en Puno.

Durante el período comprendido entre la fecha de entrada en vigencia de la nueva Ley de los Delitos Aduaneros y el 30 de

noviembre, la SUNAT, como parte de su esfuerzo constante por combatir el contrabando de manera frontal, realizó 849 acciones operativas.

Las acciones de represión del contrabando efectuadas por los grupos operativos de las Intendencias de Aduanas de la SUNAT y la permanente labor del personal de los Puestos de Control, ubicados en todo el ámbito nacional, han permitido la incautación de mercancías por un monto de 8 millones 400 mil dólares, de los cuales 2 millones corresponden al período de vigencia de la nueva ley.

En el mismo período, la Policía Nacional del Perú ha detenido a 70 presuntos contrabandistas, como resultado de los operativos anticontrabando efectuados por los funcionarios de la Administración Tributaria en todo el territorio nacional.

Asimismo, tal como lo establece el Artículo 41° de la nueva Ley de Delitos Aduaneros, hasta noviembre del 2003 se ha procedido al internamiento de 28 vehículos de pasajeros y de carga, que fueron utilizados para el traslado ilegal de mercancías. Además, se dispuso la suspensión de 11 licencias de conducir.

Cabe destacar que, desde la entrada en vigencia de la nueva Ley de Delitos Aduaneros, la SUNAT ha logrado significativos avances, como la captura del cabecilla y otros ocho integrantes de "Los Rodrigo", una de las principales bandas de contrabandistas que operaban en el sur del país. Esta intervención fue producto de una minuciosa labor de inteligencia y de la efectiva intervención del personal de la Intendencia de Aduana de Puno.

Es importante resaltar que con esta nueva Ley se sanciona no sólo el delito de contrabando, sino la tentativa de introducir al territorio nacional productos de procedencia ilegal, con penas de cárcel no menores de cinco ni mayores de ocho años.