OFICIO N 071-96-I2-0000

Sr. Dr.
JESUS TOLEDO TITO
Director General Adjunto
Dirección General de Salud de las Personas
Ministerio de Salud
Presente.-

REF. : Carta DGSP DGA N165-96

Es grato dirigirme a usted en relación al documento de la referencia mediante el cual se consulta si las empresas comunales creadas al amparo de la Ley N 24656 y del Decreto Supremo 045-93-AG, se encuentran gravadas con el Impuesto a la Renta.

Al respecto esta Intendencia considera que las empresas comunales creadas al amparo de la Ley N 24656 y del Decreto Supremo 04593-AG, no tienen en la actualidad un régimen de excepción en cuanto al Impuesto a la Renta, encontrándose afectas a éste tributo.

Basamos nuestra afirmación en lo siguiente:

1. El artículo 28 de la Ley N 24656, publicada en el diario oficial El Peruano con fecha 14 de abril de 1987 estableció que las comunidades campesinas, sus empresas comunales, las empresas multicomunales y otras formas asociativas están inafectas de todo impuesto creado o por crearse que grava la propiedad o tenencia de la tierra, así como del Impuesto a la Renta, salvo que por ley específica en materia tributaria se las incluya expresamente como sujetos pasivos del tributo.

Cabe señalar que este beneficio, en relación al Impuesto a la Renta, fue suprimido por la Cuarta Disposición Final del Decreto Legislativo N 618, vigente a partir del 01 de enero de 1991.

2. El artículo 26 de la Ley N24656 señala que las empresas comunales son las propias comunidades campesinas, que tilizando su personería jurídica organizan y administran sus actividades económicas en forma empresarial, mediante la generación de unidades productivas de bienes y servicios comunales, para asegurar el bienestar de sus miembros y contribuir al desarrollo de la comunidad en su conjunto.

No obstante, el artículo 1 del Decreto Supremo 045-93-AG faculta la constitución de empresas comunales como personas jurídicas de derecho privado y de responsabilidad limitada que podrán constituirse por iniciativa de las comunidades campesinas, rondas campesinas, comunidades nativas, grupos campesinos, parcialidades, distritos, caserios y otros poblados rurales debidamente reconocidos, con economía preponderantemente agropecuaria, agroindustrial y/o artesanal. Agrega el artículo, que la constitución se efectúa bajo los alcances de la Ley 24656, del Decreto Supremo y del Estatuto de cada empresa.

3. El inciso e) del artículo 18 de la Ley del Impuesto a la Renta, Decreto Legislativo N 774 señala que las comunidades campesinas no son sujetos pasivos de este tributo.

4. De acuerdo a las normas expuestas, consideramos necesario distinguir el tratamiento otorgado para el Impuesto a la Renta a las comunidades campesinas y a las empresa comunales.

En efecto las comunidades campesinas, socias de las empresas comunales se encuentran inafectas al Impuesto a la Renta, por disposición expresa del Decreto Legislativo N 774.

Distinto es el caso de las empresas comunales, puesto que estas poseen personería jurídica propia, distinta a la de sus socios. La condición tributaria de los socios de la empresa no debe confundirse con la de la empresa misma, siendo para el presente caso, irrelevante que estos -los socios- gocen de inafectaciones frente al Impuesto a la Renta.

En efecto, la inafectación del Decreto Legislativo N 774 esta dada en favor de las comunidades campesinas y no de las empresas comunales, motivo por el cual estas últimas se encuentran sujetas al cumplimiento de sus obligaciones tributarias referidas al Impuesto a la Renta.

5. Sin perjuicio de lo antes señalado, debemos indicar que al amparo de la Ley N 26564, los productores agrarios cuyas ventas anuales no superen las 50 Unidades Impositivas Tributarias, están exonerados de la aplicación del Impuesto a la Renta, Impuesto General a las ventas e Impuesto de Promoción Municipal por todo el ejercicio 1996.

Aprovecho la oportunidad para expresarle los sentimientos de mi especial consideración y estima personal.

Atentamente,

Original Firmado por;

MAURICIO MUÑOZ NAJAR BUSTAMANTE
INTENDENTE
INTENDENCIA NACIONAL JURIDICA


Regresar